Amb l’actual situació de crisi, l’ús de la bicicleta apareix com una de les solucions més series i coherents, ja que contribueix a reduir la nostra dependència del petroli i, com veiem, pot ser una font de treball si se li dona un impuls decidit.

El BACC espera que aquestes oportunitats siguin també percebudes des dels ajuntaments catalans, i no es caigui en l’error d’aplicar mesures antiquades que augmenten la ja desmesurada presència de l’automòbil a les nostres ciutats. La despesa decidida en carrils bici serà una bona prova de que els discursos sobre mobilitat sostenible es tradueixen en fets.

El BACC proposa concretament a l’ajuntament de Barcelona tirar endavant la cinquantena de propostes que va fer pel Pla d’Actuació Municipal.

________________________________________

El Bicicleta Club de Catalunya (BACC) reclama que la inversión contra la crisis se emplee en movilidad sostenible

El gobierno central ha creado un Fondo Estatal de Inversión Local, dotado con 8000 millones de euros, para financiar obras públicas que generen infraestructuras y empleo. Serán los ayuntamientos los que ejecutarán estas inversiones.

El BACC reclama que una parte importante de esta inversión extraordinaria se destine a proyectos que fomenten la movilidad peatonal y ciclista y el transporte público.

En concreto, es una gran oportunidad para acelerar la construcción de infraestructura ciclista. El real decreto del gobierno está dirigido a obras de bajo coste, y entre los proyectos a financiar se incluyen expresamente “las dirigidas a promover la movilidad sostenible urbana”. La construcción de vías ciclistas encaja perfectamente en estas condiciones.

En la actual situación de crisis, el uso de la bicicleta aparece como una de las soluciones más serias y coherentes, ya que contribuye a reducir nuestra dependencia del petróleo y, como vemos, puede ser una fuente de empleo si se le da un impulso decidido.

El BACC espera que estas oportunidades sean también percibidas desde los ayuntamientos catalanes, y no se caiga en el error de aplicar medidas anticuadas que aumenten la ya desmedida presencia de automóviles en nuestras ciudades. El gasto decidido en carriles bici será una buena prueba de que los discursos sobre movilidad sostenible se traducen en hechos.

El BACC propone concretamente al ayuntamiento de Barcelona poner en marcha la cincuantena de propuestas que hizo para el Plan de Actuación Municipal.

]]>